Connect with us

Published

on

Por: Roberto POLO | La raya

Oaxaca, México.– La limpia llegó. Y después de un certero golpe, el titular de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP), Raúl Ernesto Salcedo, relevó a mandos policíacos de Tuxtepec con la intención de revitalizar los esfuerzos que se tienen que traducir en mayor seguridad para el pueblo.

 Frente al oleaje de violencia –que ha cobrado más de 480 ejecuciones en el “Davilato”- la seguridad pública debe ser una tarea permanente para quienes tienen la misión de garantizarla. Por ello, la nueva asepsia demuestra atención plena a una problemática que, al ojo del ciudadano, parece no tener fin.

No obstante, existe un voto de confianza luego de la captura sexenal,  como  fue la de “El Chepe”, un capo que, de acuerdo a las autoridades, representó una leyenda de terror y cuyo nombre, seguramente, habrá de quedar grabado en el anecdotario popular. Sin embargo, hasta el momento y de acuerdo al cauce legal vigente, es inocente de lo que se le imputa hasta que se demuestre lo contrario. Pero esto, ya es tarea de la Fiscalía General del Estado (FGE).

Por ello, hay relativa certidumbre en las labores que realiza la SSP, máxime que su titular demostró –con apenas ocho meses en el cargo-  que con estrategias de inteligencia hay capacidad para brindar resultados contundentes.

Aunque el retrato social actual aún se observa complicado, se espera que los enroques en la dirección de la policía municipal, la policía vial y mandos de la “Fuerza de Reacción Cuenca” den resultados inmediatos y favorables para un Tuxtepec que ha sido duramente castigado por la violencia y que le ha generado un masivo cierre de comercios.

Este semana se prevé que el secretario de seguridad pública tome protesta a los nuevos mandos policíacos. Y de paso, junto al edil Fernando Bautista Dávila, quien ha sido señalado por el diputado Gustavo Díaz Sánchez de ser cómplice en los homicidios registrados en Tuxtepec, se reúnan para revalorar las estrategias de seguridad.

Léase (https://www.elpinero.mx/diputado-buscara-juzgar-al-presidente-de-tuxtepec-por-complicidad-en-homicidios)

EL DATO| En el mes de febrero, la SSP realizó alrededor de 600 operativos de prevención y vigilancia, así como 3 mil 515 patrullajes. También se llevó a cabo la detención de 278 personas por la presunción de diversos delitos del Fuero Común, Fuero Federal y por faltas administrativas.  Al igual que la recuperación de 63 unidades de motor, con reporte de robo vigente. Asimismo, para prevenir la comisión de delitos, la Policía Estatal decomisó 35 armas de fuego, 712 municiones y 27 cargadores de diversos calibres; así como 78 dosis de presunta droga sintética, 10 de hierba con características de la marihuana y siete de presunta cocaína.

Comentarios

Comentarios

Continue Reading

Columnas

Traiciones y definiciones que desaparecieron al “Davilismo” en Tuxtepec

Published

on

Por: Roberto POLO| Laraya| El Piñero

El 2021 está a la vuelta de la esquina y la época de definiciones partidistas está a grado de cocción, donde muchos buscan ansiosamente el proyecto que embone a sus aspiraciones.

En medio de este acelerado proceso, hay quienes ya se festinan como candidatos, incluso, caminan como si lo fueran, esperando el día que reconfirme sus pretensiones.

Atrás quedó el “Davilismo” aquel proyecto que pretendía construir un nuevo sistema político estatal de la mano del partido Movimiento Ciudadano (MC) pero que, tras la muerte de Fernando Dávila, quedó navegando a la deriva.

Y así, quienes alguna vez juraron lealtad a prueba de bomba al proyecto del Davilismo, hoy se alejaron para buscar otras alternativas que satisfagan sus apetitos personales porque no vieron dirección ni liderazgo.

El “Davilismo”, pues, también murió. Y lo que queda de ese proyecto es sólo un cascarón, un botín de intereses familiares, un diminuto control sobre determinados personajes que llevan como premisa avanzar hasta donde les alcance y hasta donde los “asesores” lo permitan. No hay más.

Y aunque Gina Dávila y María Luisa Vallejo, hermana y esposa del finado Fernando Dávila, respectivamente, intentan colocar su proyecto naranja en el ánimo social, lo cierto es que están muy lejos de hacerlo, pues carecen de la simpatía de aquella estructura, hoy fracturada, que cobijaba al “Chinanteco que venció el efecto Obrador”.

Por ello, rostros como los de Marcos Bravo, José Humberto Villamil, Miguel Herrera, entre otros, se presumen como nuevos militantes del Partido de Redes Sociales Progresistas (RSP) que ya logró el registro nacional.

Estas adhesiones han sido cuestionadas por la familia del extinto presidente Fernando Dávila, a tal grado de calificarlos como traidores al proyecto que manifestaban impulsar y por el que gritaban tres años más.

Lo cierto es que el proyecto del “Davilismo” se murió para ver nacer al “Gatismo” del diputado Gustavo Díaz Sánchez cuya fuerza política ha crecido en la región de la Cuenca del Papaloapan, gracias a los operativos de auxilio social que implementó a favor de las familias vulnerables de su distrito en esta temporada pandémica.

“El Gato” no solo ha enraizado su influencia en el partido que hoy lo tiene en el Congreso del Estado, el PRI, sino también en el RSP donde uno de sus hijos es delegado distrital.

Por esta razón, “El Gato” ha asumido el liderazgo vacante para dar cobijo a quienes abandonaron al “Davilismo”, mismos que ahora le rinden pleitesía y se presumen como sus nuevos aliados.

En Tuxtepec, Villamil fue el primero en adherirse al PRS y rendirse a los pies de “El Gato” para construir una inminente candidatura con objetivo en la presidencia municipal. Mientras que Marcos Bravo renunció oficialmente al Movimiento Ciudadano para enfilar su proyecto a otro color partidista. En tanto Miguel Herrera, quien desapareció de Tuxtepec unos meses por cuestiones de seguridad, está de vuelta para operar políticamente a favor de quien le otorgue luz en su camino.

Comentarios

Comentarios

Continue Reading

Columnas

Fracasó Durazo en Oaxaca…y Karina Barón, también

Published

on

  • Dirigencia del PRI aplaudió “parranda” y destapes en Tuxtepec

Por: Roberto POLO| Laraya| El Piñero

Oaxaca, México.– Alfonso Durazo dejó la titularidad de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSyPC) y, como despedida, en Oaxaca aparecieron mutilados los cadáveres de dos personas, justo en San Miguel Soyaltepec, la tierra de Karina Barón, titular de la Coordinación Territorial para la Construcción de la Paz en Oaxaca.

En la región de la Cuenca del Papaloapan, la zona más violenta de la entidad, las mesas de seguridad -que encabeza el Gobierno Federal a través de la Sedena y  SSyPC- han fracasado, tal y como lo muestra su innegable realidad con la exposición casi diaria de ejecuciones, secuestros, extorsiones y asaltos.

El resultado de este frustrado intento de seguridad se nota aún más en la desesperación social y económica que se pulsa en la región, traducida en un masivo cierre de comercios  y el obligado éxodo de miles de personas cuya mayoría sigue teniendo como ruta principal el norte del país y los Estados Unidos.

Con Durazo y Karina Barón no hubo resultados. Y su agenda de seguridad la entregaban trepados en el poder, apartados de la palpitación popular, desconociendo el miedo y protegidos con exclusiva seguridad pagada con el dinero del pueblo.

Durazo se va contento, persiguiendo el deseo de gobernar Sonora bajo las siglas de MORENA, mientras que Karina, tal parece, seguirá inyectada al presupuesto federal, eso sí, apartada de la región que intentó gobernar y en donde le asesinaron a su principal operador político Gabriel Reyes Bejines cuyo caso sigue, para variar, impune.

DIRIGENCIA DEL PRI APLAUDIÓ “PARRANDA” Y DESTAPES EN TUXTEPEC

El primer evento masivo del PRI en Oaxaca fue en Tuxtepec. Y cuando el semáforo epidemiológico se mantiene en color de riesgo (color naranja) la dirigencia –encabezada por Eduardo Rojas Zavaleta y Amairani Morales Valenzuela- invitó a diestra y siniestra a sus militantes para consumar y aplaudir prematuros destapes.

Lo anterior se llevó a cabo  desobedeciendo al gobernador del estado Alejandro Murat, quien de manera estricta ha prohibido los eventos masivos en la entidad a fin de evitar más contagios de COVID-19 y regresar al semáforo color rojo.

Pero bueno, eso no les importó y festinaron triunfos ajenos, como los alcanzados en Hidalgo y Coahuila,  los cuales -vaticinaron- se van a  lograr en Oaxaca.

Pero más allá de la irresponsabilidad sanitaria, la cual es grave, la dirigencia priísta pareció haber recaído en Alejandro Avilés y Gustavo Díaz “El Gato”, quienes llevaron la batuta del programa al son de loas y destapes, opacando por completo los soporíferos discursos de Eduardo y Amairani, quienes, al final, tuvieron que aplaudir cada uno de los cuestionables destapes.

Eduardo y Amairani tuvieron que estar convencidos de lo que escuchaban, de las propuestas y de cada uno de los destapes para aceptarlos con aplausos, sí, entre ellos el de Alejandro Avilés a quien “El Gato” candidateó para suceder al gobernador Murat.

De esta manera la dirigencia ¿O aceptó todo, pecó de ingenuidad o la chamaquearon?. Lo cierto es que quedó reducida a infantes escuchando a los adultos y aplaudiéndoles entre risas sin saber el por qué…y aceptando inminentes decisiones de una dupla que presume control en un territorio donde el PRI –dijo el célebre Gabriel Cué– no estaba muerto, sino de parranda.

Comentarios

Comentarios

Continue Reading

Columnas

Las remesas de migrantes mexicanos, una muestra de la gran solidaridad ante una de las peores crisis en la historia

Published

on

Por: José Murat| La Jornada

México.- Contra los pronósticos de agencias especializadas y expertos, las remesas de los trabajadores migrantes hacia México alcanzaron niveles históricos en los primeros ocho meses de 2020, pese a que la mayoría se encuentra laborando en condiciones adversas, con una economía estadunidense en desaceleración e incertidumbre por la pandemia que ha sacudido a los cinco continentes, especialmente a nuestro principal socio comercial, con el mayor número de contagios.

En efecto, el Banco de México informó que las remesas a México ascendieron en agosto a 3 mil 574 millones de dólares, 5.32 por ciento más respecto al mismo mes de 2019, para que entre enero y agosto esos envíos llegaran a 26 mil 395 millones de dólares, monto nunca antes visto para un periodo comparable; en términos porcentuales: 9.35 por ciento superiores a los 24 mil 138 millones de igual periodo de 2019.

La migración, dice el Centro de Estudios para el Desarrollo Rural Sustentable y la Soberanía Alimentaria, trae aparejado otro fenómeno que le es consustancial, el de las remesas, esto es, el dinero que los migrantes envían a sus familiares en sus países de origen. Por lo general, a cada flujo migratorio corresponde también un flujo monetario que se expresará de diferentes maneras en la población receptora y que dará pie a diversos fenómenos económicos y sociales.

En el caso nacional, según el mismo estudio, durante los últimos años los migrantes mexicanos en Estados Unidos se han dedicado mayoritariamente a las actividades relacionadas con el sector servicios, 64.6 por ciento. En segundo lugar, la actividad industrial, que absorbe 30.6 por ciento y, finalmente, el sector agropecuario, que utiliza 4.8 por ciento del total de la fuerza de trabajo de los migrantes mexicanos.

En este mismo espacio de opinión hemos enfatizado la enorme contribución de los trabajadores migrantes a la construcción y el mantenimiento de la primera economía mundial. Es tiempo de reconocer también que las remesas destinadas a sus familias son la segunda fuente de divisas de México, sólo después de las exportaciones de la industria automotriz.

Las remesas representan alrededor de 3 por ciento del producto interno bruto y tienen un efecto social y económico superior, pues sus destinatarios, en su mayoría familias de bajos recursos, lo destinan a su consumo inmediato y a proyectos de desarrollo en sus comunidades.

Con el resultado de agosto, las remesas a México hilaron cuatro meses consecutivos de crecimiento en medio de la pandemia de Covid-19, y todo apunta a que esta espiral ascendente se mantenga. BBVA, que monitorea las transferencias en la materia, pronostica que al cierre de este año el monto de remesas superará los 36 mil 438 millones de dólares del año pasado para ubicarse en alrededor de 39 mil 400 millones, es decir, un incremento anual de 8 por ciento.

Estos resultados contrastan con las proyecciones de los especialistas durante el primer cuatrimestre, quienes preveían un desplome en el flujo de remesas como consecuencia de la desaceleración económica auspiciada por la pandemia. Incluso el Banco Mundial predijo el 22 de abril, en un informe emotivo, que las remesas mundiales se desplomarán 20 por ciento en 2020, el descenso más intenso de la historia reciente.

Contrasta también el caso de México con el de los migrantes de otros países hermanos: el fenómeno del incremento en el envío de remesas no se dio en la mayoría de países del subcontinente, como Colombia, Brasil, República Dominicana y Haití, donde incluso disminuyó alrededor de 20 por ciento en el primer semestre y no ha repuntado en el segundo.

Con el balance de los primeros dos cuatrimestres del año, México se consolida como uno de los principales receptores de remesas. En 2019, por los montos en dólares, los cinco principales países receptores de remesas fueron India (83.1 mil millones), China (68.4 mil millones), México (38.5 mil millones), Filipinas (35.2 mil millones) y Egipto (26.8 mil millones), según estudio del Banco Mundial. En términos relativos, los cinco principales países que recibieron las remesas más elevadas como proporción de su producto interno bruto (PIB) en 2019 fueron Tonga (37.6 por ciento del PIB), Haití (37.1), Sudán del Sur (34.1), República Kirguisa (29.2) y Tayikistán (28.2 por ciento).

La remesa promedio en el caso de México es de 337 dólares y se estima que llegan a 10 millones de hogares. Alrededor de 12.8 millones de mexicanos mandan remesas al país, los que pertenecen a la última generación de migrantes, los nacidos en México.

Las remesas son una muestra de la gran solidaridad de los migrantes con sus familias y comunidades de origen, cuando todos estamos enfrentando una de las peores crisis en la historia reciente de la humanidad, como afirma Juan Hernández, fundador del Center for US-Mexico Studies, Universidad de Dallas, Texas.

Nos sumamos al reconocimiento que merece la grandeza moral y la solidaridad ejemplar de nuestros hermanos migrantes, lo que obliga aún más a exigir que el gobierno que emane de las elecciones de noviembre próximo reconozca su importante contribución social y su determinante papel en la recuperación paulatina de la economía estadunidense, respetando cabalmente sus derechos humanos, laborales y sociales.

* Presidente de la Fundación Colosio

Comentarios

Comentarios

Continue Reading

Populares